#11M: …Me fui con ella!

ABSOLUTEDU_11

(Jueves, 11|05) Sin duda, la emotividad invadió el lugar.
Aunque estudiantes y sociedad civil se habían reunido previamente en el Colegio San Ignacio de Loyola para presenciar la misa en honor a Miguel Castillo Bracho, un nutrido grupo ya se estaba congregando alrededor de una bandera en el sitio donde cayó la tarde de ayer en un día de voraz represión en Las Mercedes.

Así como en las marchas, hay que estar presente en estos momentos para sentir la energía en el ambiente, cargados de cuestionamientos, de incertidumbre, de preocupación como de empatía hacia las familias que han perdido un familiar en estos desdichados años. Hoy más que nunca ninguna mensaje cobra tanta vida como el que hemos visto en franelas y espaldas de tantos jóvenes venezolanos: “Mamá, fui a luchar por Venezuela, si no regreso, me fui con ella”.

Sus compañeros lloraban; familiares, acompañantes y curiosos se unían en oración por el alma de un venezolano que luchaba por el futuro de todos. Un joven que sólo conoció un solo gobierno en Venezuela.
No es posible que las familias sigan perdiendo a sus hijos.
No es posible que jóvenes paguen con su vida el cambio que desean ver en su país.
No es posible que el gobierno siga desestimando la lucha y la resistencia de los jóvenes en la calle.
No, no es posible!
Los jóvenes se reúnen, rezan en círculos antes de cualquier marcha -una escena que espeluca- se encomiendan a Dios. Ahí es cuando entiendes si todos volverán, si llegaran a sus casas con la ilusión de un día más de lucha. Las madres, propias y ajenas, se enciman sobre ellos; estampitas, escapularios y rosarios son colocados en cuellos y bolsillos. Les rocían bicarbonato, les dan agua, galletas, sanduchitos. Así es el venezolano; compasivo, bondadoso, espléndido, humanitario, caritativo. No es cuento, yo lo vivo en cada marcha que asisto y así seguiré demostrando par que podamos volver a ser ese venezolano que se ocultó entre tanto gas, tanta represión y tanto odio.

Una cosa si es segura, y se escucha cada vez que se reúne la sociedad en las calles: ¡hay que seguir! La resistencia es lo que ha hecho al gobierno tomar malas decisiones. La gente en la calle es lo que ha hecho perder al gobierno sus espacios, sus zonas, sus barrios. Las mentiras en sus declaraciones es la fuerza de la resistencia, y de ahí no podrán sacar a los venezolanos que quieren cambio.
Sigamos adelante, el futuro está luchando por nosotros. Apoyemos y organicemémosnos, multipliquemos el mensaje, seamos empáticos con la lucha, con los que luchan.
Demuestra que te involucras, día a día… es lo mínimo que podemos hacer.
Claro que se puede.

Seguimos en nuestro derecho, la protesta.

AE

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s